La punta de mi lengua


No imagino mejor trofeo
que rozar con la punta de mi
lengua

el perfil dilatado de
tus
labios.

No hay mejor descanso
que
deslizarme por
tu piel tersa y

desgastarte
suavemente el
cuerpo.

Agarrando lo bueno

Reflexionas y sientes que la vida es maravillosa. Obstáculos que has logrado superar, límites que has sobrepasado y lágrimas que se han secado. En ocasiones sientes el cansancio pero piensas que está mereciendo la pena, sin duda.
Los problemas existen pero tenemos la capacidad de afrontarlos y luchar para superarlos, con nuestras fuerzas y el apoyo de la gente que nos quiere. Esa gente que soporta nuestros malos días, nos ayuda a darnos cuenta de los errores y no aprecia con nuestros defectos.
El tiempo pone gente a tu lado y la quita, de forma temporal o para siempre y cuando un día te das cuenta que es lo que tenía que ser. Se jugaron las cartas y ganó la felicidad. Echando la vista atrás y comprendiendo que así tenía que ser.
No merece la pena perder el tiempo en añoranzas ásperas.
Cerrando puertas para que se abran ventanas por las que entra la luz y el viento que revuelve

nuestro pelo.

No hay comentarios: