La punta de mi lengua


No imagino mejor trofeo
que rozar con la punta de mi
lengua

el perfil dilatado de
tus
labios.

No hay mejor descanso
que
deslizarme por
tu piel tersa y

desgastarte
suavemente el
cuerpo.

Como desees

Si quieres te llevo conmigo a donde el mundo se agota y no siente frío.
Si quieres te doy golosinas en horas tempranas, mientras desayuno.
Si quieres te pinto el pelo de lindos colores y bato tus alas.
Si quieres duermo contigo,
si quieres construyo mis sueños y te los muestro.
Pero sólo si quieres, si te apetece.

1 comentario:

Camila Mardones.- dijo...

Buen nombre para su blog, señorina.