La punta de mi lengua


No imagino mejor trofeo
que rozar con la punta de mi
lengua

el perfil dilatado de
tus
labios.

No hay mejor descanso
que
deslizarme por
tu piel tersa y

desgastarte
suavemente el
cuerpo.

Inquietudes

Somos distintos.
Nos componen materiales diferentes.
Nos mueven motivaciones alejadas.
¿Habrá cabida para nuestro encuentro?
¿Tendrá sentido compartir el espacio?

No hay comentarios: