La punta de mi lengua


No imagino mejor trofeo
que rozar con la punta de mi
lengua

el perfil dilatado de
tus
labios.

No hay mejor descanso
que
deslizarme por
tu piel tersa y

desgastarte
suavemente el
cuerpo.

Tieeeeeeeeeeeeeeeeeeeeempo

No qué hago con el tiempo que resbala entre mis manos.
Hace nada contaba que me iba a Granada. Resultó que también me fui a Córdoba.
Ahora ando a punto de escaparme a Berlín, luego toca Escocia y ... mil sueños más que viviré.

2 comentarios:

rafa06 dijo...

¿¿Córdova??
¿Qué está pasando?

¿Estás bien?
¡Me estoy empezando a preocupar!

Besos

la punta de mi lengua dijo...

Tranquilo que lo que ha pasado es que la b y la v están una al lado de la otra en el teclado, nada más. Ahora que con este estrés de vida que llevo, ni reviso lo que pongo, lo poco que pongo.
Un beso y gracias por avisarme.