La punta de mi lengua


No imagino mejor trofeo
que rozar con la punta de mi
lengua

el perfil dilatado de
tus
labios.

No hay mejor descanso
que
deslizarme por
tu piel tersa y

desgastarte
suavemente el
cuerpo.

Sin heridas

Ayer estuve paseando por Madrid durante horas.
Fue un día precioso.
Volver a reencontrarme con esta ciudad que sentí tan ajena a mí.
Parece que nos comprendemos de nuevo.
Hoy danza.
Le punk en breve.
Iván Ferreiro.
Y mil sonrisas esparcidas por mi cuerpo.

No hay comentarios: