La punta de mi lengua


No imagino mejor trofeo
que rozar con la punta de mi
lengua

el perfil dilatado de
tus
labios.

No hay mejor descanso
que
deslizarme por
tu piel tersa y

desgastarte
suavemente el
cuerpo.

Titanes de la algarabia

La música rebozándose por todos los sentidos.
Túrbame cuando encuentres el escote,
el que nunca muestro pero sí desgasto.
Medidas desmedidas para conjugarnos deseados.
Amores bien armados para restaurarse apasionados.

No hay comentarios: