La punta de mi lengua


No imagino mejor trofeo
que rozar con la punta de mi
lengua

el perfil dilatado de
tus
labios.

No hay mejor descanso
que
deslizarme por
tu piel tersa y

desgastarte
suavemente el
cuerpo.

Madurar

Me deshice de no-relaciones que me aportaban la nada.
Me deshice de no-amigos que me llenaban de dolor.
Me deshice de no-palabras que sólo me causaban daño.
Y ahora tengo relaciones plenas, amigos cercanos y palabras certeras.

No hay comentarios: